Sitio beta: estamos desarrollando un nuevo sitio web para ayudar a que tu viaje a Escocia sea aún mejor. Obtén un adelanto de nuestro nuevo sitio web.

El Blog

7 sitios de la realeza para visitar en Escocia

Los impresionantes terrenos de la residencia real privada Balmoral Castle, Royal Deeside, Aberdeenshire

La historia de la Familia Real ha jugado un papel muy importante en la configuración de la historia y la cultura de Escocia. Desde Robert the Bruce hasta su descendiente directo y nuestro monarca actual, Su Majestad Carlos III, el país está repleto de lugares y atracciones que se enorgullecen de sus fascinantes conexiones e historias reales. Desde algunas de nuestras atracciones más populares hasta lugares con una fama inesperada, descubre más del país que ha sido el destino de vacaciones favorito de la Reina Isabel II y su familia desde los días de su tatarabuela, la Reina Victoria.

Abadía de Melrose

Ubicacón: Los Scottish Borders

Melrose Abbey, Scottish Borders

Melrose – una de las cuatro magníficas abadías en ruinas en los Scottish Borders

Robert the Bruce es un héroe nacional, el rey que luchó por la independencia de Escocia. Su vida dramática terminó en 1329, no por heridas de batalla, sino por lo que se cree que es lepra. Como era costumbre en la época, el cuerpo del rey y sus órganos internos se enterraban por separado para ser embalsamados. Pero hubo un detalle importante sobre el entierro de Bruce que cuenta una historia propia: la eliminación y el destino final del corazón del rey. El sueño de Robert era hacer un recorrido por Tierra Santa antes de su muerte. Si moría antes de eso, pedía que su corazón fuera en su lugar y volviera a la Abadía de Melrose para ser enterrado. Esta tarea le fue encomendada a Sir James Douglas, quien llevó el corazón dentro de una urna de metal en un collar en su largo viaje a Jerusalén. Esto se interrumpió cuando Douglas murió en una batalla contra los moros en España. Y así, el corazón regresó a Escocia y fue enterrado cerca de Melrose Abbey, casi cumpliendo los deseos de Robert. Redescubierto siglos más tarde por los arqueólogos, Bruce finalmente cumplió su deseo 700 años después, en 1996, cuando el corazón finalmente fue enterrado en la abadía.

The Queen’s View (el mirador de la Reina)

Ubicación: Las Highlands de Perthshire

The Queen’s View overlooking Loch Tummel, Highland Perthshire

The Queen’s View es un espectacular mirador para apreciar las vistas de Loch Tummel, parte del parque forestal Tay Forest Park, y el destacado pico de la montaña Schiehallion. Como era de esperar, es uno de los miradores más fotografiados de las Highlands. La identidad de la ‘Reina’ a la que debe su nombre es una interrogante. Se dice que fue un lugar favorito de Isabella, la esposa del rey Robert the Bruce. Otros dicen que fue la reina Victoria, quien al echar un vistazo por primera vez a la espectacular vista, quedó tan fascinada por su belleza que la declaró suya en el acto. Afortunadamente, no hay barrera para que nadie, de la realeza o no, disfrute de esta vista de postal de Perthshire. Simplemente dirígete allí por uno de los senderos que rodean el estrecho lago, que tiene aproximadamente 7 millas de largo, o camina la corta distancia desde el parque y el estacionamiento fuera de la carretera B8019. Luego, visita el centro de visitantes donde encontrarás una cafetería, servicios y mucha información sobre la naturaleza y la historia de la zona.

Galería de arte de Aberdeen

Ubicación: Aberdeen

Cuando la Reina Victoria visitó Escocia por primera vez con el Príncipe Alberto en 1842 durante su luna de miel, se desató la segunda gran historia de amor de su vida: una relación profunda y duradera con el país que se convertiría en su santuario. Después de construir el castillo de Balmoral como su retiro privado, la pareja real ayudó a popularizar la imagen romántica de Escocia, vestida de tartán y lanzando cabers, que perdura en todo el mundo hoy en día. Aberdeen Art Gallery tiene una pintura muy especial que captura a la Reina en la cúspide del período más feliz de su vida. Vea el retrato de una mujer joven y optimista vestida de un blanco deslumbrante junto al retrato de su amado príncipe alemán. Es un contraste dramático con la mayoría de las imágenes de Victoria que la muestran más adelante en la vida como una viuda de aspecto adusto vestida de negro de pies a cabeza. También encontrarás otras obras de arte y artefactos que documentan su vida y la de Albert en Escocia.

The Royal George Hotel

Ubicación: Perth

En 1848, después de unas vacaciones de tres semanas en Balmoral, la reina Victoria y el príncipe Alberto hacían su viaje de regreso al sur en tren y desembarcaban en la ciudad de Perth. En su anterior visita a la ciudad, la Reina fue invitada del Conde de Mansfield en su casa solariega de Scone Palace, hogar de la Piedra del Destino. Con el conde fuera de la ciudad, se buscó un alojamiento alternativo y la reina se decidió por el elegante, pero modesto para los estándares reales, George Hotel para su primera estadía en un hotel. Durante su breve visita, se cuenta que la Reina insistió en que no la trataran de manera diferente a cualquier otro huésped y que el hotel funcionara con normalidad. Después de su partida, el hotel fue renombrado como ‘The Royal George’. Hoy en el salón, los huéspedes y visitantes pueden ver la Royal Warrant exhibida con orgullo junto a dos candelabros hechos con los postes de la cama en la que dormía la Reina.

La Pirámide de Balmoral

Ubicación: Royal Deeside, Aberdeenshire

Los mojones son montones de piedras hechos por el hombre en forma de picos y se han construido en Escocia desde tiempos prehistóricos por razones tanto prácticas como simbólicas. Sinónimo del paisaje de las Tierras Altas, muchos se sorprenden al saber que la Reina Victoria y el Príncipe Alberto construyeron sus propios túmulos como testimonio privado de su amor y vida familiar juntos. De hecho, puedes encontrar 11 mojones de este tipo en el Balmoral Estate erigida por la pareja real para conmemorar los matrimonios de sus hijos. Pero el más conmovedor y sorprendente de estos es la Pirámide de Balmoral también conocida como Prince Albert’s Cairn. Construida por Victoria en 1862 después de su muerte, mide 41 por 41 pies en la base y presenta una inscripción afligida: “A la amada memoria de Alberto, el gran y buen Príncipe Consorte, erigido por su viuda, Victoria, con el corazón roto”. Desde donde se encuentra el mojón, puedes contemplar el espléndido paisaje Royal Deeside de Aberdeenshire que el alemán Albert llegó a amar tanto como a su tierra natal.

Castillo de Glamis

Ubicación: Angus

El notable castillo de Glamis de arenisca roja, Angus

Puede que no sea tan conocido como Balmoral, pero Glamis desempeñó un papel formativo en la vida de la reina Isabel II y su madre, Elizabeth Bowes-Lyon. Glamis fue el hogar familiar de Isabel II y ha estado en la familia Lyon desde el siglo XIV. Fue aquí donde pasó una infancia feliz y volvería muchas veces con su marido, el príncipe Alberto (luego coronado rey Jorge) y sus hijas pequeñas, Isabel y Margarita, para experimentar un estilo de vida más relajado y libre del protocolo real. La princesa Margarita nació aquí en 1930 y en los terrenos al este del castillo se encuentra el elegante monumento a la hija menor de la Reina Madre. Los extensos jardines son famosos por su belleza, mientras que el propio castillo está impregnado de historia y tradición escocesas, tanto como residencia real como hogar ficticio de Macbeth de Shakespeare. ¡Incluso aparece en el billete escocés de diez libras!

El yate real Britannia

Ubicación: Edimburgo

La prístina cubierta del Royal Yacht Britannia, Leith, Edimburgo

A la familia real siempre le ha encantado estar en el agua y nada resume mejor su rica herencia marinera que el Royal Yacht Britannia que ofrece una visión detrás de la cortina de la vida y el deber reales. Después de 44 años de servicio en los que navegó por todo el mundo promoviendo los intereses británicos y siendo anfitrión de innumerables dignatarios, cumbres diplomáticas y ferias comerciales, sin mencionar cuatro lunas de miel reales, este elegante barco construido por el astillero John Brown & Co en Glasgow fue dado de baja en 1997. Ahora está atracado en Leith como una atracción turística donde los visitantes pueden ver el Comedor de Estado donde la reina Isabel entretuvo a los líderes mundiales y otras figuras famosas, así como sus sencillas pero cómodas cabinas y habitaciones privadas que, según se cita, hicieron del yate “el único lugar donde puedo relajarme de verdad”, según palabras de la reina Isabel. Si bien el crucero anual de verano de la familia por las Hébridas Exteriores a bordo del yate ahora es cosa del pasado, el barco todavía se usa ocasionalmente para eventos familiares privados. Uno de los más recientes fue la recepción con bebidas antes de la boda de Zara Philips, la nieta mayor de la reina Isabel, a la que asistieron el duque y la duquesa de Cambridge, el príncipe William y su esposa Catherine (Kate).

Otras cosas que te pueden gustar:

Comentarios