Una vez que haya tenido un momento para apreciar la belleza de las hermosas orillas, va a tener que decidir qué visitar primero en Loch Lomond. ¡Hay muchísimas opciones!

Es uno de los mejores lugares del país para practicar deportes acuáticos llenos de emoción, incluidos jet ski, esquí acuático y kayak. Para los amantes de la naturaleza y los entusiastas de las actividades al aire libre, hay montañas que conquistar aventuras arbóreas que disfrutar y rutas de ciclismo y senderos por el bosque por los que aventurarse, así como una variedad de islas que explorar.

¿Y después de un día de actividad en el campo? Pues puede embarcarse en un crucero para admirar los increíbles paisajes o visitar Loch Lomond Shores. Este centro ofrece multitud de increíbles actividades que toda la familia puede disfrutar: fauna marina, cetrería, safaris en segway, comras y mucho, mucho más.