Disfrute de una placentera estancia en uno de los muchos hoteles de la ciudad costera de Oban. Tanto si quiere hacer una excursión a una de las islas cercanas, disfrutar del campo de Argyll o explorar kilómetros de bellísima costa, un hotel central o una casa recóndita en el campo son buenas opciones de alojamiento.

Puede alojarse en:

  • Hoteles construidos al efecto en el corazón de la ciudad.
  • Bellas y lujosas casas de campo rodeadas de impresionantes paisajes.
  • Una gama de hoteles de todas las épocas, incluida la época victoriana, el siglo XX y hoteles contemporáneos.

Pueden tener vistas a:

  • Ferries que entran y salen de la bella bahía de Oban y barcos amarrados meciéndose en las centelleantes aguas.
  • Sobrecogedores atardeceres de tonalidades rosas y naranjas.
  • Onduladas colinas cubiertas de frondosa vegetación.

Puede disfrutar de:

  • Restaurantes en el mismo hotel y bares acogedores.
  • Maravillosos restaurantes de marisco y pubs tradicionales a muy poca distancia.

El centro cuenta con un número de hoteles convenientemente ubicados. Fuera de Oban, en los pueblos y el campo que lo rodean, hay algunos fantásticos establecimientos de gestión familiar, y a algunos de ellos es posible llegar en transporte público.