La oferta escocesa en arte y cultura es mucho más que gaiteros, tartanes y cardos. No nos malinterprete, estamos muy orgullosos de nuestros iconos culturales, pero si tenemos en cuenta que Escocia es hogar de la capital festival del mundo, de increíbles festivales musicales en verano, de localizaciones de exitosas películas, de un imponente arte y arquitectura y de un cautivador festival literario, se dará cuenta de que esos aspectos de nuestro paisaje cultural son solo la punta de iceberg.

No tema, el arte y la cultura en Escocia no están necesariamente dirigidos a intelectuales, y con toda seguridad tampoco son aburridos. Nuestras atracciones son brillantes, interesantes y a menudo totalmente únicas.