Generalmente, un día de lluvia durante las vacaciones implica quedarse a cubierto sin mucho que hacer. Por suerte, en Escocia estamos acostumbrados a un día o dos de lluvia, y tenemos muchas atracciones de primera clase de las que disfrutar en espacios interiores. Estos son tan solo algunos ejemplos de las fantásticas cosas que puede hacer en Escocia en un día de lluvia:

  1. Busque fascinantes exposiciones en los museos

    El spitfire de Kelvingrove

  2. Disfrute de una relajada comida en un acogedor pub

    Comida en la cervecería West

  3. Admire obras de arte de valor incalculable en una galería

    Interior de la galería Fergusson en Perth

  4. Haga una visita turística a una destilería de whisky y vea como se elabora "el agua de fuego"

    Sala de destilado de Glenkinchie

  5. Vea las criaturas de las profundidades en un acuario

    visitscotland_32711894166 
  6. Realice compras estupendas en un centro comercial

    Centro Comercial Princes Square

  7. Visite un edificio histórico cuando no hay tanta gente

    Interior de Burns Cottage

  8. Resguárdese de la lluvia rodeado del  magnífico entorno de un  teatro tradicional

    Teatro de Su Majestad en Aberdeen

  9. Adquiera sabrosos bocados en una tienda de productos de granja y organice un picnic de interior

    Festival de mermeladas para gourmets

  10. Suba a bordo de un barco histórico

    Yate Real Britannia

  11. Diríjase al cine más cercano y vea una buena película

    visitscotland_32711914722