Consejos de viaje durante el coronavirus (COVID-19). Consulta la información más reciente sobre los viajes y las medidas de seguridad aplicadas por las empresas durante el COVID-19.

Braemar Castle, Cairngorms National Park

History

Ruta del Patrimonio Victoriano

Royal Deeside ha sido el destino favorito de la familia real para sus vacaciones desde que la reina Victoria y el príncipe Alberto visitaron la Finca de Balmoral por primera vez en 1848 y se enamoraron de ella. Desde entonces, las generaciones posteriores de la familia real han hecho de esta zona su retiro de serenidad.

La ruta del Patrimonio Victoriano incluye muchos de los lugares históricos que hacen de los pintorescos valles de Dee y Don, en el noreste de Escocia, un lugar verdaderamente majestuoso.

Transporte

Coche

Días

4

Millas

76

Ruta

De Drumoak a Braemar

Destacado

Lugares majestuosos, vínculos reales, castillos impresionantes, visita a una destilería

Áreas recorridas

Norte

Día 1

resumen

Drumoak

El primer día del itinerario está repleto de atracciones victorianas por explorar. Observa la arquitectura victoriana del Castillo de Drum, visita la estación de trenes que utilizaba la Reina Victoria, conoce la vinculación de la Reina Victoria con el Castillo de Crathes y contempla el precioso arte victoriano en la Finca de Finzean

Crathes Castle, Banchory © A. Karnholz-Fotolia

El Castillo de Drum

Comienza la ruta en el espectacular Castillo de Drum, ubicado en Drumoak, a las afueras de Aberdeen, que combina una torre del siglo XIII, una mansión Jacobina y la arquitectura victoriana. Visita el castillo y maravíllate ante la fascinante combinación de la historia escocesa y la moda victoriana, y recorre los terrenos y el impresionante e histórico jardín de rosas.

La Estación de ferrocarril de Royal Deeside

Continúa 10 minutos por la A93 hasta la Estación de Ferrocarril de Royal Deeside. La familia real y sus invitados en la Finca de Balmoral utilizaban esta línea con frecuencia. Disfruta de un auténtico viaje real en un tren de vapor que recorre la vía original, al igual que hizo la Reina Victoria en sus visitas. De regreso a la estación, disfruta de un almuerzo ligero y maravíllate ante las vistas de ensueño sobre el Royal Deeside desde el Carriage Tearoom

El Castillo de Crathes

Continúa la ruta dirigiéndote hasta el espeluznante Castillo de Crathes, a 5 minutos, uno de los lugares favoritos de la Reina Victoria y donde se alojaba con frecuencia. Descubre los espectaculares terrenos y maravíllate ante las gárgolas ornamentales y los torreones de cuento. En tu visita al castillo, conocerás la fascinante historia del lugar y la de los fantasmas que lo habitan, la "dama verde" y su hijo pequeño. Se dice incluso que la propia Reina Victoria los llegó a ver.

La Finca de Finzean

Termina el día dando un tranquilo paseo por la espectacular Finca de Finzean, hogar de la familia Farquharson desde hace más de 400 años. La Finca de Finzean, el hogar ancestral del pintor victoriano Joseph Farquharson, conocido como "el pintor terrateniente", alberga una increíble colección de arte victoriano. Degusta las delicias locales en la tienda Farm Shop, disfruta de una cena en el salón de té galardonado o participa en diversas actividades tradicionales en la finca, como el tiro al plato o la pesca de salmón.

Día 2

resumen

Glen Tanar, Cambus o’May y Ballater

En tu segundo día, disfruta del esplendor natural de Royal Deeside con una excursión a algunos de los lugares favoritos de la familia real, de una gran belleza. Empápate de las bonitas vistas al Glen Tanar, los gigantescos pinos escoceses de Cambus O'May, y la hermosa ciudad de Ballater.

La Finca de Glen Tanar

Comienza el día con un increíble trayecto por la A93, siguiendo el río Dee y atravesando el bosque de Glen Tanar. Tu primera parada es la Finca de Glen Tanar, situada dentro del Parque Nacional de Cairngorms, en pleno corazón de Royal Deeside. Pasea por el lago privado y disfruta de las vistas desde el hermoso cobertizo victoriano para barcos, ya restaurado. Visita la casa y maravíllate ante el salón de baile y la torre de Ess o, simplemente, disfruta dando un paseo  por los jardines victorianos perfectamente cuidados. Incluso puedes pescar, montar en bicicleta o a caballo.

Cambus O' May

Continúa por la A93 en dirección a Cambus o' May, designado  lugar de especial interés científico. Pasea entre los majestuosos pinos escoceses para respirar los olores del bosque que te rodea.  Estate atento mientras caminas porque en cualquier momento puede aparecer una de las ardillas rojas que anidan en los árboles.

Ballater

Continúa por la A93 durante cinco minutos y pasa el resto de la tarde explorando la hermosa localidad de Ballater. Pasea por la ciudad y recorre sus tiendas, muchas de las cuales muestran con orgullo sus autorizaciones reales, que las acreditan como proveedoras de la casa real.

Día 3

resumen

Ballater

El tercer día de la ruta te llevará por algunos de los lugares más queridos por la Reina Victoria y el Príncipe Alberto. Descubre su magnífico y amado castillo en la Finca de Balmoral, disfruta de la belleza serena del cercano Loch Muick y prueba alguno de sus whiskies favoritos.

Loch Muick, Glen Muick

La Finca de Balmoral

Continúa tu trayecto, breve, aunque bonito, por la A93 hacia la Finca de Balmoral. La Finca de Balmoral, adquirida por el Príncipe Alberto en 1852 como regalo para la Reina Victoria, ha sido el hogar escocés de la familia real desde entonces. La finca, a menudo llamada "el corazón de Royal Deeside", tiene 50.000 hectáreas de colinas de brezo, zonas boscosas centenarias e impresionantes jardines. El castillo, claro favorito tanto de los visitantes como la realeza, se eleva con orgullo entre los pinos silvestres.

La Reina Victoria describía Balmoral como "mi querido paraíso en las Highlands" y el castillo ha seguido siendo el gran favorito de muchas generaciones de la familia real. Balmoral ha seguido siendo la residencia favorita de Su Majestad la Reina y su familia, quienes residen en él durante los meses de agosto y septiembre. Puedes visitar los terrenos, los jardines y el salón de baile del castillo cuando la familia real no se encuentra alojada y maravillarte ante el increíble paisaje y la magnífica arquitectura.

La Reserva de Loch Muick

Da un paseo por el tranquilo Loch Muick, situado en el límite de la Finca de Balmoral con el bosque colindante. Podrás observar una amplia variedad de pájaros y animales alrededor del lago, como ardillas, ciervos y ostreros. Baja el sendero junto al lago hasta el espectacular refugio real de Glas-allt-Shiel, construido para la Reina Victoria y uno de sus lugares de descanso más apreciados. Ahora, el refugio es un retiro muy frecuentado por el Príncipe Carlos.

La Destilería real de Lochnagar

Dirígete hacia la parte baja de la carretera para hacer una visita a otro lugar muy querido por la Reina Victoria, la destilería real de Lochnagar. En 1848, el propietario de la destilería de Lochnagar invitó al Príncipe Alberto, un apasionado de la mecánica, a visitar e inspeccionar las instalaciones. La Reina Victoria, el Príncipe Alberto y sus tres hijos mayores acudieron a la cita y les impresionó tanto que concedieron a la destilería una autorización por orden real. Puedes hacer una visita guiada a la destilería para conocer el proceso tradicional de destilado y, por supuesto, probar un trago de su whisky galardonado.

Día 4

resumen

Braemar

El último día de la ruta lo pasarás descubriendo la encantadora localidad de Braemar y el impresionante Parque Nacional de los Cairngorms, que la rodea. Disfruta de un paseo por el campo antes de visitar el Castillo de Braemar.

Braemar

Braemar

Reserva algo de tiempo para descubrir el bullicioso centro de Braemar, un lugar turístico muy popular y una localidad escocesa tradicional. Hay diversas tiendas locales y un Centro de Patrimonio de las Highlands con exposiciones acerca de las numerosas vinculaciones reales con Braemar. En la localidad encontrarás dos castillos que rinden homenaje a la larga historia de Braemar y a sus vinculaciones con la realeza, que se remontan casi 1.000 años.

Braemar también es muy popular entre los amantes de la naturaleza y está en una zona excelente para la escalada. Prueba la fácil bajada de la propia montaña de Braemar, Morrone, y disfruta de unas vistas espectaculares de Royal Deeside. Algo más lejos se encuentra la montaña Lochnagar, más complicada, cuyo pico norte, el White Mount, se dice que sirvió de inspiración a la obra The Old Man of Lochnagar, un cuento infantil escrito por el Príncipe Carlos.

El Castillo de Braemar

Termina la Ruta del Patrimonio Victoriano con una visita guiada al Castillo de Braemar, que la Reina Victoria visitó en 1849 para asistir y patrocinar los juegos Braemar Gatherings, que se celebran en sus terrenos. Aquí es donde se dice que la reina se enamoró de la zona y de los juegos, que continuó patrocinando toda su vida.